REFERENTE TEORICO:

 

El Internet permite al comerciante una presencia global en el mercado, disponibilidad total, acortamiento del ciclo de compra, automatización de gran parte de los procesos y comunicación directa con los consumidores, socios corporativos y cliente. Sus efectos principales son mejora de la calidad, reducciones de costes, una competencia más perfecta, efectos que finalmente quedarán reflejados en los precios.

Los modelos de negocio utilizados por las empresas e-Business se caracterizan por ofrecer el comercio de una manera más accesible, ofreciendo una diversidad de productos y servicios a precios competitivos. El comercio electrónico es la base de este nuevo sistema de negocios por Internet, cuyo crecimiento se ha venido presentando durante estos últimos años.

Es un hecho evidente que en la actualidad las empresas están inmersas en una situación de cambio constante, que afecta de alguna u otra forma en los diferentes ámbitos de la sociedad. En particular, se enfatiza en los impactos que las Tecnologías de la Información (entendidas como la integración de las tecnologías Informáticas y de Telecomunicaciones) están teniendo en el ámbito global de la sociedad y, en particular, del mundo empresarial y comercial especialmente en las ventas de productos y/o servicios.

El comercio electrónico consiste fundamentalmente en el desarrollo de acciones de mercado, ventas, servicio al cliente, gestión de cartera, gestión logística y en general, todo evento de tipo comercial e intercambio de información llevado a cabo por medio de internet. También se puede decir  que el comercio electrónico como aquel intercambio financiero que se realiza, a través de la red, entre sujetos que pueden estar a una gran distancia física, y que se materializa generalmente por medios de pago electrónicos.

Las oportunidades que ofrece el internet son muchas entre estas están:

  • Tus productos pueden estar disponibles para clientes en cualquier parte del planeta.
  • Cualquier tamaño de negocio, desde un pequeño taller artesano, hasta una gran firma internacional, es posible, y siempre hay espacio para un nuevo negocio.
  • Permite la posibilidad de que el pequeño crezca más que el grande, admite la entrada de cualquier competidor (lo que dure ya es otra cosa).
  • Es posible empezar con nada o muy poco y hacerse (casi) imprescindible.
  • Todavía es un mercado desconocido para muchos, tanto empresarios como potenciales clientes.
  • Su compatibilidad con el mercado tradicional es total, puede competir con él a todos los niveles.